Aliados de EE.UU. y la OTAN han realizado un ejercicio de Vigilancia Aérea en Islandia

20-08-2019

El 480º Escuadrón de Cazas de la Base Aérea de Spangdahlem (AB) de la Fuerza Aérea de EE.UU., ha colaborado con los aliados de la OTAN en el ejercicio de Vigilancia Aérea Islandesa (IAS) 2019.

 

Un F-16C aterriza en la Base Aérea de Keflavik. ( Foto: USAF / J.Johnson )
Un F-16C aterriza en la Base Aérea de Keflavik.
( Foto: USAF / J.Johnson )

 

El ejercicio tuvo por objeto permitir a los pilotos realizar alertas de salidas de combate (scrambles)  y obtener sus certificaciones de vuelo para las misiones de intercepción. También se llevó a cabo para mantener la integridad del espacio aéreo de la OTAN.

El comandante de la misión 480 del Escuadrón de Cazas, el capitán Dominic Collins, dijo: “Esta misión es un compromiso para mejorar la seguridad regional. Los EE.UU. entrenan rutinariamente con sus homólogos europeos y han estado participando en esta misión de la IAS desde 2008. Llevar a cabo misiones con nuestros aliados de la OTAN demuestra nuestro compromiso común con la paz y nos prepara mejor para responder a una serie de posibles emergencias humanitarias y de seguridad que podamos enfrentar en el futuro”.

Los Scrambles evalúan el tiempo que tardan los pilotos en pasar de tierra al aire.

Como parte de la certificación, los pilotos participaron en los procesos de lanzamiento y se prepararon para el despegue.

Collins añadió: “La certificación significa que hemos demostrado que podemos responder a una llamada de alerta en cuestión de minutos. Podemos tener rápidamente poder aéreo en el cielo para responder a amenazas reales o potenciales. Es un testimonio del trabajo duro y el profesionalismo de nuestra tripulación aquí en Islandia”.

El proceso implicó la coordinación entre los pilotos y los aviadores responsables del mantenimiento de la aeronave.

La misión del personal desplegado y de los aviones de combate F-16C también tenía por objeto satisfacer las necesidades de preparación de Islandia en tiempo de paz.

La USAF y ocho aliados han llevado a cabo misiones de vigilancia aérea sobre Islandia desde 2008 en apoyo del compromiso de la OTAN con la región.