Leonardo insta a inspeccionar las piezas del rotor de cola del AW169

06-11-2018

Leonardo Helicopters ha publicado un boletín de servicio obligatorio para el AW169, en el que se pide a los operadores que realicen un examen urgente de los componentes del rotor de cola que, en caso de mal funcionamiento, podrían hacer que un piloto pierda el control de la aeronave.

aw169

La directiva es la primera advertencia de seguridad que surge tras el accidente mortal del accidente de Leicester, en el Reino Unido, el 27 de octubre con un aparato VIP.

Las imágenes que surgieron después del accidente mostraban al helicóptero (G-VSKP) realizando un despegue vertical desde el estadio del Leicester City Football Club antes de perder el control y caer al suelo.

Los cinco pasajeros y la tripulación a bordo del AW169 – incluyendo al propietario tailandés de Leicester City, Vichai Srivaddhanaprabha resultaron fallecidos.

El texto del boletín de servicio exige una comprobación urgente para asegurar que un componente específico -la instalación y la interfaz del servoactuador del rotor de cola- se ha instalado correctamente y funciona correctamente.

“Una instalación incorrecta puede provocar la pérdida del control del rotor de cola, lo que, dependiendo de las condiciones de vuelo, podría provocar la pérdida del control de la aeronave”, advierte el boletín.

La Agencia Europea de Seguridad Aérea va a hacer que la recomendación de Leonardo sea objeto de una directiva de aeronavegabilidad.

Hasta ahora, la División de Investigación de Accidentes Aéreos del Reino Unido ha divulgado pocos detalles de su investigación sobre el incidente.

Los datos han sido descargados con éxito del registrador combinado de voz de cabina y datos de vuelo del AW169, pero la AAIB aún no ha revelado ninguna otra información.

Dice que es “demasiado pronto” para decir si los componentes identificados en el boletín fueron directamente responsables del accidente de Leicester.

Más detalles serán proporcionados en un informe provisional sobre el incidente, dice la AAIB, pero enfatiza que no puede dar un cronograma para su publicación.