El Milano, la industria española de los rpas saca pecho

Por: Rubén Magán Herrera

Con el Milano, España se posiciona como una de las potencias líderes europeas en el sector de los RPAS (Remotely Piloted Aircraft Systems), popularmente conocidos como Drones.

IMG_4098

Situado en las instalaciones que el Ministerio de Defensa tiene en la base aérea de Torrejón de Ardoz, en Madrid, el Instituto Nacional de Técnica Aeroespacial o INTA, ultima los preparativos para poner en servicio el MILANO, que se convertirá en el proyecto RPAS de mayor tamaño impulsado por la industria de defensa y civil española. Sus dimensiones, 12,5 metros de envergadura y 8,2 metros de longitud dan forma a un fuselaje y sistema de armas denominado MALE categoría III, denominación OTAN para Medium Altitude-Long Endurance, con un peso de 900 kgs a los que hay que sumar los cerca de 150 kgs de carga útil o de pago que puede transportar.

Entre los sistema de última generación de los que se le ha dotado, destacan:

  • Un Radar de Apertura Sintética SAR (Synthetic Aperture Radar).
  • Sistema de Inteligencia de Señales o SIGINT (Signals Intelligence).
  • Cámaras Multiespectrales CCD/FLIR.
  • Sistemas de Guerra Electrónica o EW (Electronic Warfare).

Cabe mencionar que la construcción de su fuselaje y de los estabilizadores corre a cargo de Avia Composite  y de sus alas a Sofitec Ingeniería, ambas empresas españolas sitas en Andalucía. Si el calendario de pruebas en vuelo y tierra avanza según lo previsto, se espera que el Milano realice su primer vuelo de pruebas antes del verano. Recientemente S.M. El Rey Felipe VI pudo comprobar y conocer in situ el Milano durante la visita que realizó al INTA el pasado 15 de marzo.

La autonomía en vuelo le permite estar en el aire hasta 20 horas ininterrumpidas, dependiendo de la carga de pago que transporte, usando para ello transmisiones vía satélite, lo que le confiere ciertas ventajas respecto a otros competidores de la industria.

Una vez el programa de pruebas en vuelo haya concluido, el INTA-Ministerio de Defensa iniciará la fase de integración, verificación y validación de los sensores que operará el Milano. Junto con los posibles pedidos que puedan realizar del sistema de armas nuestras FAS (Fuerzas Armadas) o la de otros países aliados, el sector civil también podrá disponer de una excelente plataforma Mutirole que puede ser usada para una amplia gama de misiones y programas de investigación al servicio de la sociedad.

Sin duda alguna, el Milano, supondrá un antes y un después en la industria de los RPAS en España y en el escenario internacional.