Steadicopter amplía la familia de helicópteros no tripulados RUAV Black Eagle

24-02-2021

La compañía Steadicopter, especialista en RUAVs, está ampliando las aplicaciones de su familia Black Eagle para incluir misiones de seguridad nacional, policiales, en alta mar y militares ISR.

RUAV Black Eagle
RUAV Black Eagle 50. Foto: Steadicopter

Al exponer por primera vez en el evento IDEX, la empresa destacará las capacidades del helicóptero robótico ligero no tripulado que le permiten hacer frente a los diversos retos de la seguridad nacional, las fuerzas militares y las fuerzas del orden.

La empresa ha firmado recientemente una serie de acuerdos de cooperación con empresas israelíes con liderazgo tecnológico, entre las que se encuentra Simplex, líder en el desarrollo de una tecnología de control de drones única e innovadora, que permite las operaciones de múltiples drones más allá de la línea de visión (BVLOS).

La integración del sistema operativo para drones FlightOps.io, de Simplex-C2, con el Steadicopter, Black Eagle, mejorará las capacidades operativas autónomas de la plataforma.

El sistema operativo FlightOps Drone OS se instala a bordo del Black Eagle, lo que mejora sus capacidades autónomas convirtiéndolo en un robot inteligente y consciente de la misión que puede operar en el espacio aéreo compartido, tomando decisiones autónomas inteligentes en tiempo real y aumentando significativamente las capacidades de la misión, la eficiencia y la seguridad del vuelo.

Esta integración única también permite la operación de multi-UAS en cooperación con otros tipos de sistemas, sensores y aviones no tripulados que realizan misiones complejas en colaboración.

La aplicación de control terrestre FlightOps, basada en la web, proporciona un control sencillo pero potente de las misiones y los UAS múltiples mediante un único operador.

«Recientemente, lanzamos el Black Eagle 50E y el Black Eagle 25E, con propulsión eléctrica, adaptados a las misiones de las fuerzas navales y terrestres», afirma Noam Lidor, Director de Ventas y Marketing de Steadicopter. «Identificamos una necesidad inmediata de una plataforma no tripulada que proporcionara flexibilidad en las misiones. La familia Black Eagle cuenta ahora con una arquitectura abierta que permite la tan necesaria integración, de acuerdo con los requisitos del usuario. Para ofrecer una solución integral a nuestros clientes de todo el mundo, además de atender las necesidades específicas de esta región, hemos llevado a cabo amplias colaboraciones, con el resultado de que el Black Eagle ya puede llevar a cabo una amplia gama de misiones, incluyendo el uso de las cargas útiles más avanzadas.»

«Otras colaboraciones de las que estamos orgullosos son con Downwind -un proveedor líder de servicios de UAS y apoyo crítico para aplicaciones gubernamentales y civiles- y Simlat -el líder de la industria en simulación para UAS-«. añade Lidor.

Estas colaboraciones están ampliando la oferta de Steadicopter, convirtiendo a la empresa en un proveedor de soluciones integradoras para las fuerzas de seguridad nacional, militares y policiales.

Black Eagle RUAV 50
Foto: Steadicopter

Black Eagle RUAV

El vehículo aéreo rotatorio no tripulado (RUAV) Black Eagle es un sistema de observación robótica para misiones civiles, militares y de seguridad nacional. Desde una amplia variedad de OPV hasta las plataformas marítimas más concurridas, la familia de productos Black Eagle ofrece una solución integral para aplicaciones marítimas muy exigentes, como la seguridad de las infraestructuras, la aplicación de la Zona Económica Exclusiva, la lucha contra la piratería y la pesca no autorizada, la búsqueda y el rescate, el suministro de carga en alta mar y mucho más. Todos los sistemas Black Eagle están certificados para su uso en los escenarios operativos marítimos más duros, de acuerdo con las normas ambientales IP67.

Black Eagle 25E – diseñado para pesos de hasta 25 kg, el Black Eagle 25E es adecuado para misiones tácticas-urbanas, cumpliendo con las más estrictas normas de peso y categoría.

Black Eagle 50E – con un motor alimentado por electricidad, el sistema es extremadamente ligero, lo que permite una capacidad de carga útil adicional, dando al usuario el más alto nivel de versatilidad de misión para operaciones encubiertas. Con un peso de sólo 18 kg como plataforma, cada modelo tiene la capacidad de llevar baterías adicionales para vuelos más largos, cargas útiles más pesadas y mucho más.

Con una huella logística nula, tanto el Black Eagle 25E como el 50E son el complemento perfecto para el siempre importante ámbito marítimo. Las reducidas dimensiones de la plataforma dentro de los sistemas aéreos no tripulados de pequeño tamaño (STUAS) permiten una operación eficiente y segura.

Black Eagle RUAV 30
Black Eagle 30. foto: Steadicopter