Bird Blue, un proyecto de aerolínea desde las Canarias

08-09-2014

Ya son al menos tres proyectos los que se han propuesto para la creación de una aerolínea ‘made in Canarias’ que cubra trayectos con la Península, aunque ninguno de ellos ha tocado el cielo, con frecuencia por falta de confianza de los empresarios. Los inversores no acaban de ver segura la operación. Bird Blue Air Line es la última proposición que está encima de la mesa del presidente del Cabildo, Carlos Alonso.

Según han revelado fuentes cercanas al proyecto, la aerolínea costaría aproximadamente 20 millones de euros y resolvería los problemas de conectividad aérea entre Canarias y el resto del territorio español, flexibilizaría los precios de los trayectos y los beneficios serían también para las islas.

Bird-Blue

El proyecto se encuentra desde hace unos meses en manos de Alonso, aunque los promotores no han recibido aún respuesta alguna al respecto. Las mismas fuentes han asegurado que el Cabildo, llegado el caso, tenía la intención de formar parte del accionariado si alguno de los proyectos de aerolínea por fin salía adelante, aunque no ha sido así.

El estudio basa la rentabilidad de la aerolínea en que las rutas deberían ser Madrid, Barcelona y Santiago de Compostela, en un principio, así como entre las propias Islas Afortunadas. Los aviones se adquirirían a través de leasing o de renting, con la base en el aeropuerto de Gando en Gran Canaria, en donde se alquilarían los ATR 72 para islas y se utilizarían Boeing para Península.

Uno de los primeros impulsores de una aerolínea propia con capital canario fue Luis Mata. El exdirector de Travelplan, tenía la intención de unir Madrid con Gran Canaria y Tenerife a partir de la primavera de este año, aprovechando el hueco dejado por Spanair que las Islas no han podido cubrir aún.

Jorge Marichal, presidente de Ashotel, apostaba por un ‘ten air’ y aún no ha tirado la toalla al respecto de montar una aerolínea con touroperador con inversores de Tenerife, en principio. Por lo que se ve, aún habrá que esperar algo de tiempo para que este deseo de algunos empresarios y políticos sea una realidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *