La sonda New Horizons de la NASA alcanza Ultima Thule tras llegar al anillo de Kuiper

02-01-2018

La sonda espacial de la NASA New Horizons ha hecho historia tras alcanzar el objeto llamado Ultima Thule (MU69) y llegar al Anillo de Kuiper en el extremo externo del Sistema solar.

Ultima Thule
La sonda New Horizons alcanza Ultima Thule. Ilustración: Adrian Mann

 

Este hito se registro ayer día 1 de Enero a las 12:33 a.m. EST (0533 GMT). La sonda en ese momento llevaba una velocidad aproximada de 51.500 km/h.

En este sobrevuelo, la sonda captó las primeras vistas detalladas de Ultima Thule y aproximadamente a las 10:30 a.m. EST, (6 horas después)  la primera señal de la sonda  fue recibida en el centro de operaciones de la misión en el Laboratorio de Física Aplicada de la Universidad Johns Hopkins en Laurel, Maryland.

New Horizons es la primera misión al Cinturón de Kuiper, una gigantesca zona de cuerpos helados y misteriosos objetos pequeños que orbitan más allá de Neptuno. Esta región también es conocida como la “tercera zona” de nuestro sistema solar, más allá de los planetas rocosos interiores y los gigantes gaseosos exteriores.

Alan Stern, investigador principal de New Horizons del Southwest Research Institute (SwRI) en Boulder, Colorado,  dijo “¡Hemos batido un récord! Nunca antes una nave espacial había explorado algo tan lejos. Estamos un billón de millas más lejos que Plutón, y ahora vamos a seguir entrando en el Cinturón de Kuiper.”

Thomas Zurbuchen, administrador asociado de la NASA para la ciencia, dijo “Creo que es apropiado que este sobrevuelo de Ultima Thule se encuentre en la interfaz del 60º aniversario del Explorer 1 en 2018 y del 50º aniversario del Apolo 11 en 2019. Para mí, este hito de la sonda está lleno de todo lo que son la NASA y la ciencia de la NASA.”

 

Este gráfico muestra el camino de New Horizons comparado con otras sondas que han dejado el sistema solar. Ilustración: NASA/Johns Hopkins University Applied Physics Laboratory
Este gráfico muestra el camino de New Horizons comparado con otras sondas que han dejado el sistema solar. Ilustración: NASA/Johns Hopkins University Applied Physics Laboratory

 

Alan Stern también comentó El objeto está tan congelado que está perfectamente preservado desde su formación original. Todo lo que vamos a aprender sobre Ultima -desde su composición hasta su geología, pasando por cómo se ensambló originalmente, si tiene satélites y una atmósfera y ese tipo de cosas- nos va a enseñar sobre las condiciones originales de formación de los objetos en el sistema solar”.

La misión

Con su lanzamiento el 19 de enero de 2006, por un cohete ATLAS V 551 desde Cabo Cañaveral, la Sonda pudo aprovechar la ayuda de la gravedad de Júpiter. En febrero de 2007, New Horizons pasó por el sistema Júpiter a más de 80.460 km/h, terminando en una ruta que la llevó a alcanzar Plutón el 14 de julio de 2015.

Durante el vuelo de Júpiter a Plutón, el equipo de la misión estuvo controlando la salud de la sonda mientras planeaba y practicaba para el encuentro con Plutón y Caronte. Al mismo tiempo, los observadores utilizaron telescopios de la Tierra para encontrar y estudiar los objetos del Cinturón de Kuiper por los que la nave podría volar después de Plutón (como parte de una posible misión ampliada).

Ultima Thule es justo el tipo de KBO (Kuiper Belt object) antiguo, y ahora la Sonda espacial mapeará el objeto, obtendrá su composición a partir de espectroscopia infrarroja y mapas en cuatricromía, y buscará una atmósfera y lunas en su entorno.

Ahora se tardarán cerca de 2 años en recibir todas las imágenes captadas además de las observaciones llevadas a cabo por New Horizons. Este periodo de tiempo es así ya que la Sonda no lleva un transmisor muy potente para enviar los datos a la Tierra, además de la distancia actual de la nave.